Futuros, tradición y globalización

Futuros: tradición/globalización

Con mucha honra la Galería MUY presenta la exposición “Futuros: tradición/globalización” con obras recientes de Antún Kojtom y Kayum Ma’ax, dos de los grandes maestros del arte actual maya de Chiapas. Es una reflexión en forma de diálogo sobre los posibles futuros de las culturas de Tenejapa y Nahá-Lacandón respectivamente.

Son dos perspectivas y mundos, que traslapan mucho y también difieren de maneras importantes. Los dos pintores son de larga trayectoria artística, siendo entre los primeros artistas del arte pictórico de culturas mayas. Kayum Ma’ax (Nahá, 1962), es reconocido por su gran estilo y profundo conocimiento de la cosmovisión y tradición oral. Fue galardonado con el muy prestigioso Premio Chiapas en 1992.  Pinta desde el mundo que habita, como recolector-campesino tradicionalista maya lacandón. La selva real, y romántica, prevalece en su obra, fascinante por el detalle de tanto esmero en un estilo propio pos-naíf, y las narrativas permiten indagar del misterioso animismo y vida cotidiana de la comunidad maya (población 250), ubicada en una extensión grande de naturaleza, recientemente (hace 50 años) abierta al mundo.

Antún Kojtom (Ch’ixaltontik, Tenejapa; 1969) pinta con la motivación del creador comprometido con su pueblo, definiendo su proyecto artístico durante más de dos décadas, como “el rescate de la memoria cultural maya tseltal” y su renovación. Kojtom ha mostrado su obra en exposiciones nacionalmente, regionalmente y muchos países de Europa. Ahora con su casa familiar y taller en la compleja sociedad maya-urbana (nótese que la “colonial” San Cristóbal de Las Casas, es cada vez más reapropiada por los mayas contemporáneos), Kojtom se sumerge en un profundo conocimiento, vivido, estudiado y teorizado, de la cultura y pensamiento maya. (Su concepto del ch’ulel, como energía y alma, es importantísimo en su obra.) Ha desarrollado un luminoso estilo, que reflexiona sobre la escuela del modernismo mexicano y como se adecua hábilmente a la evocación emotiva de la tradicional oral-visual tenejapaneca, con amplia referencia a la antigua civilización maya. Por primera vez, una arqueología maya.

Esta exposición es el resultado de años de trabajo artístico individual y dialógico entre Ma’ax y Kojtom. En 2015 se montó la exposición, “Reflejos del Cambio en la Memoria”, en la Galería MUY, que trató los aspectos claves de cambios en la religión, la economía, la familia y relaciones de género, y la tierra-terruño. Como parte de su práctica artística desde entonces, han profundizado en esta reflexión. Los dos señores muestran mucha reverencia por las tradiciones ancestrales, que no sólo se ve en su obra, sino también en sus opciones de vida, compromisos comunitarios y prácticas espirituales. Ahora en este importante proyecto artístico, Kojtom y Ma’ax dan la media gira y confrontan los cambios en sus pueblos generados por la modernidad (globalización y capitalismo con colonialidad pos-neoliberal). Leemos en sus obras que, en efecto, son cambios desgraciados, peligrosos, virulentos – no se sabe adónde va a terminar esto. De manera compleja típica a los pueblos originarios, otros – o los mismos – cambios son vistos como necesarios o afortunados u oportunos, inevitables, empoderadores – de una u otra manera – de las nuevas generaciones.

¿El cambio o los cambios?: una transición a otro paradigma sociocultural, o un proceso de refortalecimiento sociocultural con base a la creatividad de los pueblos mayas. He ahí la esencia de esta investigación y diálogo de Kojtom y Ma’ax.

 

Obras

Cacique interno

Óleo sobre tela
70 x 120 cm
2017

“Es la representación del pueblo y de los funcionarios del pueblo. Finalmente, el caciquismo no viene de afuera, el cacique está dentro del ser. Fíjense que el título es muy importante ahora – licenciado, ingeniero, contador – siempre están buscando huesos, como está en su portafolio del personaje. Un pie descalzo y el otro con bota: es así porque hay un pie que lleva la visión de la colonización a través de los partidos y el otro es el origen y ser maya tseltal. En una mano, pinto la representación de la tierra, inspirado en una planta en germinación”.

El capitalino

Acrílico sobre tela
80 x 100 cm
2019

“El maya lacandón va a la ruina, vende adornos, arcos y flechas. Los turistas llegan sobre la cultura maya, para conocer las ruinas, como de Palenque: este es el templo de la cruz floreada. Los ancestros como vivían antes, nada más no usaban ropa, porque en ese tiempo  no había. Esas son las casas de las ruinas, pero ahora ya es turístico”.

Abuelo jaguar

Óleo sobre tela
19 Tujk
2019

“Esta obra hace mención, en los hombres que se transforman en jaguar. Esta técnica de transformación es un mensaje, a ciertas familias y sociedades. Es la reproducción de conocimientos chamánicos que solo algunas personas lo conocen, del abuelo jaguar”.

El avión jaguar

Óleo sobre tela
100 x 80 cm
2019

“El maya lacandón hace mucho tiempo no conocía esta máquina. Venían cerca de su casa, de su pueblo. Vino el avión jaguar, se espantan, dicen ellos “es un jaguar”. No lo creían. Este tiempo no lo conocían. “G9619”: lo apunté en un avión que quedó en la montaña porque cayó hace mucho tiempo. No estaba yo (hace como 70 años). Se espantan la familia, decía que es un jaguar”.

Cementerio de los bebedores

Acrílico sobre tela
70 x 90 cm
2018

“En Tenejapa sigue habiendo mucho problema de la enfermedad de la diabetes. Mucho, mucho. La Coca Cola no deja de ser la bebida de los muertos. Le siguen ofreciendo a los muertos que prefieren ofrendarles como parte de su memoria terrenal. En la pintura además hay la Muerte, cargado por tenejapaneco, que se anda burlando”.

 

Cerámica y arquitectura

Acrílico sobre tela
100 x 80 cm
2019

“El alfarero de los barros hace un incensario de ceremonia, con la cara de Akinchob’, el guardián de la selva y todo el mundo. Ahora, la manera de construir la casa tradicional, se usaban hojas de palma como huatapil, escoba, guanos. (Ahora se usan pura lámina ‘cintralum’ tipo aluminio, con tablas de canchan madera”.

Guardián de espejos

Óleo sobre tela
70 x 120 cm
2017

“Encontramos guardianes en las iglesias, que todos portan un espejo. En esta obra se representa un abuelo, con sus orejeras decorados con oro y jade. En la Colonia, el espejo sirvió como para hace trueque con los oros y los pendientes que tenían mujeres y hombres, y el espejo es para una trampa en el tiempo de la Colonia. Así que el pueblo lo adoptó como para evidenciar los engaños”.

El transporte del avión de 1970

Acrílico sobre tela
100 x 80 cm
2019

“En 1970 viajamos en la avioneta porque no había carretera. Sólo había veredas, muy lejos – como 8 horas – para llegar hasta donde hay carretera, para después ir a Tenosique u Ocosingo o San Cristóbal. El piloto es un amigo, se llama Pepe Martínez. Aquí se ve nuestra ruta, volando arriba. No conocíamos mucho los aviones.
Ahora de los nuevos ya la carretera, camión para ir a Palenque, y autobús para ir a Ocosingo. La comunidad de Nahá se ve a distancia”.

Lamento

Óleo sobre telar
16 Tujk
2017

“Esta obra contiene una lamentación sobre las minerías. Estoy hablando del petróleo y otras clases de minas en el estado de Chiapas, y ha habido mucha denuncia. En distintas partes de Chiapas hay saqueos y se han hecho públicamente estas denuncias. Hubo 99 concesiones de minería en el estado durante el periodo de Peña Nieto y el gobernador Manuel Velasco. Todo tiene que ver con las transnacionales y con amenazas de terror de meter miedo en el pueblo. Los instrumentos de guerra que hay en la obra significan la amenaza frente protesta”. 

El jaguar natural

Óleo sobre tela
49.5 x 38.5 cm
2019

“No sabía lo que tenía que pasar en sí mismo. El jaguar de la selva de Nahá. El jaguar cambia de color por la edad, por la sombra y la luz, cambió de un color negro. Tenía las manchas. El jaguar no quería tener manchas en la ropa y por eso cambió”.

Niño maíz

Óleo sobre tela
90 x 139 cm
2017

“Representa la mujer que opta por darle leche nido a su niño, y la madre en su transformación corporal insinúa al Niño Maíz darle de beber a través del biberón. La mazorca que sale de la cabeza nos recuerda que los pueblos se alimentan del maíz. La luna dividida es la representación de la luna en su parte de luminosidad y de oscuridad”.

El jaguar cambia de color

Acrílico sobre tela
100 x 80 cm
2019

“No lo sabía lo que tenía que pasar en si mismo. El jaguar de la selva de Naja. El jaguar cambia de color por la edad, por la sombra y la luz, cambió de un color negro. Tenía las manchas. El jaguar no quería tener manchas en la ropa y por eso cambió”

Espíritu de la naturaleza

Óleo sobre tela
100 x 150 cm
2018

“La obra representa el espíritu de la naturaleza en un estado caótico; todos los espíritus están huyendo de la depredación que ha habido. Es inspirado en los paisajes de Tenejapa y otras partes del estado de Chiapas por la depredación de los bosques. Hay muchos árboles depredados por el hombre”.

Comunicación Uazs

Acrílico sobre tela
100 x 80 cm
2019

“Los mayas lacandones tenían para comunicarse en la selva: ch’ub’ (revuelven hojas para sacar sonido; hacen un rollito de hoja para chiflar el ruido de su comunicación). También con el caracol se comunica por ruido. Se comunican por grito también, por chiflido, y se comunica golpeando el tronco. Se comunican ladrando perros, y cuando canta el gallo, se comunica.

Y hoy, las mujeres y muchachos, pequeños y grandes, se comunican con radio, Whatsapp, con radio literal, con alta voz y bocinas. Es de hoy la nueva comunicación”.

Visión de la religiosidad, maya occidental

Óleo sobre tela
53 x 117 cm
2018

“Aquí pinto una relación entre San Francisco de Asís y el Señor Rayo. Este es un personaje maya quien hizo que saliera el primer grano de maíz sobre la roca. Se hablan de cuatro rayos, que extraen granos de maíz. Hay rayo rojo, un rayo amarillo, un rayo blanco, y un rayo verde. En otros pueblos describen esta historia, sobre el señor rayo, o señora rayo. Son diferentes potencias de rayos. El más potente es el rayo verde, que logra partir la piedra. En cuanto a San Francisco, es muy conocido por considerar al fuego como hermano – también los árboles y los pájaros y la luna y el sol eran sus hermanos –. Me gusta como los dos personajes interactúan”.

Naufragio ancestral

Óleo sobre tela
70 x 120 cm
2017

“Es la representación del espíritu de los pueblos que se siguen naufragando en el tiempo, y obviamente con la impresión del presente. La expresión de los rostros es un poco la expresión de los actuales”.

Dueño de la tierra

Óleo sobre tela
100 x 100 cm
2017

“El personaje surgió a partir del primer personaje que vio, y quiso ahuyentar a los aviones, porque el avión es de mal augurio. En tzeltal decimos “xulem tak’in” – zopilote metálico – para el avión”.